Remedios naturales para el dolor de garganta

En la Medicina convencional suelen recetarse antibióticos, que propician un alivio rápido, pero que a menudo puede volverse crónico y dejar de hacer efecto. Si deseas tratar tus problemas de garganta de forma natural, sin ningún tipo de efecto secundario, te proponemos algunos remedios:

Cebolla cruda

Este es un remedio a aplicar al primer momento. Si tienes molestias en la garganta, pero sin mucosidad, coloca una cebolla cruda cortada cerca de tu cabeza mientras duermes, y déjala actuar durante toda la noche.

Baño de pies caliente

Si tenemos la garganta inflamada, es muy probable que tengamos los pies fríos. Para desinflamar equilibrando nuestra temperatura corporal, no hay mejor manera que meter los pies en agua caliente con bicarbonato, que además, es alcalinizante.

Infusión

Para tratar la faringitis no hay mejor infusión que la que te ofrecemos a continuación. ¡Notarás los resultados ya al día siguiente de tomarla! No tienes más que poner a hervir dos dientes de ajo crudo pelados, un poco de tomillo y un limón partido. Seguidamente, cuélalo y añade a la mezcla miel y un poco más de jugo de limón. No tiene un sabor agradable, pero valdrá el esfuerzo, ¡garantizado!, ya que el ajo es el mayor antiinflamatorio del mundo natural, además de que el limón actúa como desinfectante, sirviendo la miel para suavizar la garganta.  

Share This