Tras todo el año trabajando, lo que más nos apetece es pasar las vacaciones tirados en el sofá, o en una tumbona al sol. En definitiva: no hacer nada. ¿Pero es eso lo mejor que podemos hacer?

Te invitamos a hacer una pequeña reflexión: si en lugar de pasar la tarde del sábado en tu sillón haciendo la siesta, la pasaras formándote o preparándote en aquello que realmente te llena, y al cabo de unos meses pudieras al fin cambiar de trabajo, ser tu propio jefe y dedicarte a lo que más te gusta, ¿qué preferirías? ¿Perder el tiempo o invertirlo en ti?

Y es que muchas veces tenemos la sensación que no tenemos tiempo para nada, y nos preguntamos por qué no pueden existir días de 50 horas. Pero si nos ponemos a contar el tiempo que pasamos mirándonos al espejo, en redes sociales, haciendo la siesta o mirando a la nada, veríamos realmente la gran cantidad de tiempo muerto que desperdiciamos día a día.

Para que esto deje de ocurrirte, te proponemos un reto: coge todo ese tiempo e inviértelo en algo productivo, algo que aporte un cambio a tu vida. ¿Y qué mejor que tu formación?

Abre tu mente, amplía tus conocimientos, mejora tu vida y la de los tuyos.

No pierdas el tiempo 😉

Share This